Contratos de compraventa de pisos

Contratos-de-compraventa-de-pisos

El contrato de compraventa se refiere un documento creado al llevar a cabo la transmisión de la propiedad de algún bien, mueble y/o inmueble, de manera que la titularidad del mismo pueda pasar del vendedor hacia el comprador.

A través de la firma de dicho documento, los compradores asumen la obligación de pagar un precio previamente establecido a cambio del bien en venta, mientras que los vendedores se comprometen a otorgarle su propiedad.

Disponer de este contrato es sumamente útil e importante, ya que puede ayudar a evitar casos de fraude inmobiliario, al permitir que los datos correspondientes sobre las partes involucradas queden claros y especificados dentro del documento.

En cualquier caso, si quieres conocer más sobre los contratos de compraventa de pisos, lo mejor será que continúes leyendo.

Aspectos esenciales dentro de este tipo de documento

Al momento de firmar algún contrato de compraventa, es importante que tengas en cuenta que el mismo debe contar con ciertos elementos indispensables, entre los cuales se incluyen los siguientes:

  • Para comenzar, destaca especialmente el elemento en cuestión, es decir, el objeto a transferir, el cual tiene que aparecer siempre en el documento.
  • El documento debe mostrar de igual manera el precio o valor real que tiene el inmueble, de forma totalmente clara.
  • Asimismo, se debe incluir información sobre las partes involucradas, es decir, se debe especificar tanto quien es el comprador como quien es el vendedor.
  • Por último, es preciso que el contrato se rija exactamente de la manera que lo establece la ley, lo que significa que el mismo no puede ser un documento redactado en casa, sino que tiene que tratarse de un documento elaborado formalmente.

Aspectos-esenciales-de-documento

 ¿De qué manera elaborar contratos de compraventa para pisos?

Ahora bien, después de indicar cuáles son los elementos que deben estar siempre presentes dentro de un contrato de compraventa para un inmueble, a continuación te señalaremos los pasos que hay que seguir a la hora de elaborar esta clase de documento:

  • El primer paso consiste en asegurarte que el inmueble se encuentra libre de cargas, algo que se puede hacer de forma sencilla al solicitar un certificado de cargas a través de la oficina de la propiedad horizontal en la zona en la que está ubicada el piso.

Cabe mencionar que este documento es de gran importancia, debido a que dentro del mismo se especifica si el inmueble se encuentra realmente libre de deudas o si posee una carga pendiente (hipoteca, multa, o impuesto de pago pendiente).

Después, se debe llevar a cabo una inspección técnica del inmueble, lo cual implica una profunda revisión sobre su estado a fin de comprobar si existe algún tipo de problema oculto (de electricidad, humedades, fontanería, etc.).

Resulta básico que dicha inspección sea realizada por un técnico completamente cualificado, de manera que la misma pueda ser eficaz y realmente cumplir con su propósito.

Luego habrá que redactar el contrato de compraventa que, como ya mencionamos, se trata de un documento de mucha importancia, debido a que permite especificar completamente los datos de ambas partes (vendedor y comprador), al igual que las condiciones y términos establecidos en torno a la venta.

Por eso, será fundamental que el mismo sea elaborado por un notario o abogado para que pueda tener un verdadero valor legal.

Finalmente, hay que realizar la firma del contrato frente a un notario. Se trata de un paso realmente importante, debido a que permite darle la validez legal necesaria al contrato y, en consecuencia, es posible lograr que el mismo sea visto como un documento oficial.

De igual modo, el notario se encargará tanto de hacer efectiva la venta como de transferir la propiedad del inmueble a su nuevo dueño.

¿Qué características presentan estos contratos?

Hay ciertas características, las cuales permiten definir los contratos de compraventa, las cuales es importante que tengas en cuenta a la hora de realizar este tipo de operación inmobiliaria.

Cabe mencionar que es un contrato oneroso, el cual es posible realizar a través de una agencia inmobiliaria,  debido a que no es a coste cero, de hecho hay que pagar un precio previamente establecido por ambas partes.

El mismo se encuentra regulado dentro de la ley y se constituye justo en ese momento donde las partes involucradas acuerdan hacer entrega del piso, sin que necesariamente se haya realizado la entrega.

También hay que decir que tanto el vendedor como el comprador podrían tratarse de personas físicas o jurídicas; y cuando de las principales características que permiten delimitar este tipo de documento se trata, es posible destacar las siguientes:

  • Consensual: Hay un contrato (se perfecciona) desde el momento en que hay consentimiento (oferta y aceptación) entre las partes, incluso si todavía no se ha realizado la entrega del piso o el pago del mismo (obligaciones a cumplir durante la etapa de consumación del contrato).
  • Bilateral: Se trata de aquel donde las obligaciones de ambas partes son recíprocas y sinalagmáticas (una es causa de la otra, y viceversa), debido a que establece tanto las obligaciones como los derechos que tienen.
  • Legal: Ambas partes llegan a un acuerdo voluntario donde establecen el contrato como una promesa, la cual involucra un acto legal en el que existe alguna forma de compensación.

Es igualmente apropiado señalar que la compraventa se trata de un contrato traslativo del dominio debido a que, en la práctica, se configura como el título más apropiado a la hora de transmitir una propiedad.